Tip Teñido

Historia de las cremas para peinar


La obsesión por el cabello impecable y perfecto no es algo nuevo. Conoce cómo la crema para peinar fue evolucionando durante los últimos 100 años hasta llegar a las que conocemos hoy en día.  

Así como lo fue el maquillaje, los perfumes y las lociones corporales, los productos para el cabello también tienen su larga historia. Y si bien las cremas para peinar surgen en 1930 aproximadamente, antes se utilizaban distintos productos naturales para lograr un cabello perfecto. Algunos de ellos aún se siguen utilizando.

Hasta 1900 era común que las mujeres y hombres aplicaran lociones hechas a base de elementos naturales como la savia vegetal y aceites –el más popular era el de almendras–. Estos, además de aportar nutrientes, permitían que el momento del peinado fuera más sencillo, sin enredos, y durara impecable por más tiempo.

crema para peinar

En 1929, se lanzó la crema Brylcreem en Inglaterra. El primer uso se lo dieron los hombres porque hacía que la forma del cabello quedara intacta por horas, un efecto similar al que se logra con el gel. Pero poco a poco, las mujeres lo incorporaron. La técnica para aplicarla era colocar un poco sobre la palma de las manos, esparcirla por el pelo y peinarla dándole la forma deseada.

Portrait of young beautiful woman with jewelry15 años más tarde, con la moda de los tubos para peinar y el cabello rizado, esta crema evolucionó y se adaptó para fijar ese estilo de peinado. Además de verse más armónico, los rizos permanecían definidos por más tiempo.

Hasta entonces, estos productos tenía un efecto “mojado” pero para 1960 la tendencia cambió y se reemplazaron por aquellos de efecto seco. Aquí es en donde se crearon las primeras cremas para peinar con las características que mantienen hasta hoy en día. Se aplicaban luego del lavado para mantener los rizos naturales, o artificiales, los lacios y así obtener un cabello más sano y nutrido.

El consumo masivo de estos productos fue durante a fines de la década de los `80 y principio de los `90. Por esos años ya existían muchísimas marcas de cremas para peinar, lociones, spray y geles. Darle forma al cabello ya formaba parte de un ritual cotidiano.

En 2014 Avon lanzó su línea Advance Techniques, especializada en control de rizos que incluía una crema para peinar con tecnología frizz blocking, que ayudaba a dominar cabellos rebeldes. Esta fórmula contribuía con la reducción del volumen y brindaba 24 horas de rizos definidos y sin frizz.

¿Cómo elijo, uso y aplico la crema para peinar?

02J68235Muchas veces tenemos dudas de cómo hacerlo correctamente. Aquí van algunas recomendaciones.

  1. Revisa la etiqueta y elige aquella acorde a tu cabello: seco, normal, graso, teñido, etc. Esto es importante porque cada una tiene propiedades diferentes y si no la escoges correctamente, no vas a tener los resultados esperados.
  2. La aplicación: primero tienes que poner una pequeña cantidad (del tamaño de una nuez) sobre la palma de tu mano y distribuirla. Luego, como movimientos suaves aplícala en largos y puntas. El pelo debe estar húmedo, pero no empapado.  
  3. Cabello con rizos: pon todo tu pelo hacia un costado, con la cabeza inclinada, y aplícala desde las puntas hacia arriba, apretando con tus manos suavemente. Luego, cambia de lado y repite la acción.
  4. Cabello lacio: aplícala desde arriba hacia abajo con la ayuda de un peine. Mientras distribuyes el producto, tienes que ir peinando con mucho cuidado, siempre hacia abajo.
  5. ¿Enjuago?: las cremas para peinar no requieren de enjuague, así que una vez que finalices la aplicación, estás lista para lucir tu cabello.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Page generated in 0,628 seconds. Stats plugin by www.blog.ca